Emblistado

Lo primero que debemos saber acerca del emblistado de productos es qué es y en qué consiste. Se trata de un tipo de envasado en plástico, el cual constituye uno de los métodos más utilizados hoy en día parar envasar productos para su posterior puesta en venta. De esta forma, esta técnica permite crear y fabricar un envase que se adapte a los diferentes artículos que se van a comercializar, independientemente de su forma o tamaño.

Esta técnica favorece el desarrollo de envases resistentes, además de transparentes, los cuales permiten apreciar el producto en cuestión. Este tipo de envasado también permite incorporar en él la identidad de marca o logotipo de la empresa, lo que favorece su reconocimiento por parte de los clientes. En definitiva, se trata de una forma de envasar productos que ofrece gran cantidad de beneficios. No solo a nivel funcional, sino también a nivel corporativo.

Existen diferentes tipos de emblistado en función de la forma de cerrar o sellar el envasado. Encontramos el emblistado en termosellado, que consiste en la fijación o sellado del plástico en el cartón, o el doble emblistado en termosellado, que es igual que el primero pero con dos capas de plástico. De esta forma, se trata de una actividad que se adapta a la gran mayoría de envasados, pues cuenta con una gran versatilidad.

También podemos encontrar el doble emblistado con soldadura por alta frecuencia, que consiste en unir dos capas de plástico mediante un campo electromagnético y presión, o el emblistado de autocierre, que se basa en cerrar por anclaje el envasado, lo que permite abrirse fácilmente. Si necesita algunos de nuestros servicios puede ponerse en contacto con Copra SL y le asesoraremos en todo aquello que necesite. Llame ahora para solicitar más información acerca de todos nuestros productos.